• Considera que las declaraciones son “desafortunadas” y carentes de empatía

Médicos del Mundo recalcó ayer que los menores de edad están especialmente protegidos por la legislación española e internacional, especialmente cuando se encuentran en situación de desamparo. La entidad hizo estas afirmaciones a raíz del fallecimiento del menor acogido por la Ciudad en el Centro Asistencial. Además, aprovechó para reprochar al consejero de Bienestar Social, Daniel Ventura, sus declaraciones sobre este asunto. La entidad humanitaria consideró estas palabras como “desafortunadas, injustas y carentes de la más mínima empatía”.

En este sentido, Médicos del Mundo consideró que las palabras de Ventura, en las que acusó al chico fallecido de “drogadicto” y culpabilizó a su familia de la situación en la que se encontraba “no aportan nada a la necesaria investigación y apartan el foco del interés superior del menor, que es el que debe primar”.

La entidad indicó que entiende que después de lo ocurrido era la oportunidad de hacer cumplir el tan mencionado “principio del interés superior del niño”. Francisco Carrasco, miembro de la junta directiva de la organización, explicó que esto es que se trata del conjunto de acciones tendentes a garantizar un desarrollo integral y una vida digna, así como las condiciones materiales y afectivas que permitan alcanzar el máximo de bienestar posible a las y los menores.

Asimismo, Médicos del Mundo lamentó también la “criminalización” del trabajo de las organizaciones de defensa de los derechos humanos que operan en la ciudad de Melilla.

Desde que Ventura hiciera estas declaraciones el lunes han sido numerosas las voces que sean mostrado críticas con sus afirmaciones. Desde Melilla, todos los partidos de la oposición han solicitado que deje su cargo y han resaltado lo que entienden como una falta de sensibilidad por parte del responsable de Bienestar Social.