• Ambos profesionales tienen lesiones físicas

  • La Policía recuperó el vehículo, pero ya no tiene radio ni taxímetro

Dos taxistas han sufrido sendos atracos en La Cañada en menos de cinco horas. A uno de ellos le robaron el vehículo de madrugada al llegar a este barrio y al otro le quitaron la recaudación a primera hora de la mañana. Los profesionales del taxi condenan estos dos sucesos y aseguraron que no es la primera vez que se vive una situación así en La Cañada. Ambos taxistas, que sufrieron lesiones físicas, denunciaron en la Jefatura Superior de la Policía los hechos.

El primero de los atracos se produjo entre las 03:00 y las 04:00 horas de la madrugada del miércoles al jueves. Un taxi recogió a un cliente y lo llevó hasta La Cañada. Allí este individuo amenazó al taxista y consiguió robarle el coche. Así lo destacó una fuente relacionada con el caso a El Faro.

Esta misma fuente explicó que la Policía Nacional había conseguido recuperar el taxi robado. Sin embargo, el interior estaba completamente vacío. Se habían llevado el taxímetro y también la emisora.

El segundo de los robos se produjo a las 8:00 horas de ayer. El taxista recoge a una persona y la lleva a La Cañada. Una vez que está en el barrio perpetra el atraco y logra llevarse la recaudación. Así lo destacaron fuentes relacionadas con este caso.

Ninguno de los dos taxistas acudieron ayer a sus puestos de trabajo. La Asociación del Taxi de Melilla confirmó ambos robos y que se habían puesto dos denuncias en la Policía. Hoy analizarán con calma si hacen alguna protesta o toman alguna medida al respecto.