• Imbroda asegura que los grandes fardos con este tipo de mercancía “colapsan la frontera”

La Ciudad incrementará de “forma importante” la tributación de la importación de ropa usada. Así lo destacó ayer el presidente del Gobierno local, Juan José Imbroda, en su cuenta de Twitter.

De hecho, el líder del Ejecutivo local señaló que los grandes fardos con este tipo de mercancía “colapsan la frontera”.

El pasado viernes Imbroda ya adelantó que se iban a tomar un gran número de medidas para resolver los problemas que hay en la frontera con Marruecos. Destacó la importancia de reducir el número de porteadores y de vehículos que a diario entran en la ciudad para transportar mercancías hasta el país vecino.

Otras actuaciones

Una de esas actuaciones será la construcción de un centro de distribución de productos en Barrio Chino. El objetivo de estas instalaciones, que estarán abiertas a los comerciantes, será que las furgonetas tengan aparcamiento en el interior, para que no colapsen la carretera, y los porteadores entren en estas dependencias para recoger la mercancía.

Este proyecto se desarrollará con una inversión de entre tres y cuatro millones de euros, que aportará el Estado. El plazo de ejecución será de un año y medio o dos años, porque habrá que realizar expropiaciones y un cambio en la carretera.

Por otro lado, Imbroda destacó que, para echar una mano al comercio del centro, se reducirá al 5% el IPSI de importación de textil y calzado, que actualmente se encuentra en un 10% y un 7%, respectivamente.