• Voluntariado Islámico rechaza que Intercultura esté creando problemas por la polémica del borrego

El presidente del Voluntariado Islámico de Acción Social (VIAS), Juan Molina, expresó ayer en declaraciones a El Faro su “apoyo” a Yonaida Selam, presidenta de la asociación Intercultura, quien ha recibido críticas por parte del Gobierno de Juan José Imbroda, que la acusa de caldear los ánimos en torno a la polémica de las restricciones a la importación de borregos. Según VIAS, Selam “sólo habla de que la comunidad musulmana sufre el índice de paro más alto de la ciudad”.

Juan Molina subrayó que la dirigente de Intercultura denuncia asimismo que “el fracaso escolar lo sufre la comunidad musulmana. En VIAS damos fe de ello. Eso debería hacer reflexionar a un gobernante, porque es algo que sí crea un incendio en la ciudad”.

“Problemas”

“Los problemas los han creado ellos”, dijo Molina en referencia a la postura de la Ciudad Autónoma y la Delegación del Gobierno por el asunto del borrego.

El presidente de VIAS añadió que la Plataforma por nuestras tradiciones “seguirá luchando por un derecho que tienen todos los musulmanes”, en referencia a las concentraciones que la entidad ha convocado para los próximos viernes 18 y sábado 19.

“Cambio de postura”

Molina añadió que las manifestaciones se celebrarán “si no hay un cambio de postura” por parte de la Ciudad y la Delegación del Gobierno en torno a la problemática del borrego.

El líder de VIAS recordó que el representante del Ejecutivo central en Melilla, Abdelmalik El Barkani, “no para de repetir que tengamos la fiesta en paz. Pero depende de ellos que tengamos esta fiesta en paz”.

A ojos de Molina, la prohibición de importación de corderos de Marruecos para el Aid El Kebir del año pasado fue “una humillación para miles de musulmanes”. Y concluyó: “Esperemos que este año, en nuestra fiesta mayor, no tengamos otro día de luto”.