• Sabrina Moh: “Rajoy, en vez de adoptar medidas razonables, se ha gastado el dinero de la hucha”

La representante de la Gestora del PSOE local Sabrina Moh alertó ayer “de los graves problemas de financiación del sistema público de pensiones por las políticas llevadas a cabo en los últimos años por el Gobierno de Rajoy” y destacó que “es fundamental asegurar el poder adquisitivo de las mismas”.

“El Gobierno del PP es el responsable de esta situación por su reforma laboral, que ha precarizado el mercado de trabajo y ha devaluado los salarios y con ello las cotizaciones”, señaló.

Los ahorros del trabajador

“Ante esta situación, el Gobierno, en vez de adoptar medidas razonables, lo que ha hecho ha sido gastarse el dinero de la hucha de las pensiones donde estaban los ahorros de los trabajadores y, además, comenzar a endeudar a la Seguridad Social. También ha rebajado su cuantía, no revalorizándolas según el IPC desde 2013, lo que supone una pérdida del poder adquisitivo de los pensionistas”, denunció la dirigente socialista.

Sabrina Moh recordó que la reforma de 2013 la hizo el Partido Popular “de manera unilateral, sin contar con el Pacto de Toledo y en contra de la opinión de sindicatos y organizaciones empresariales”.

A su juicio, “dada la grave situación actual, es necesario que el Gobierno se tome en serio el Pacto de Toledo y que retome el dialogo social, roto desde esta primavera”.

Sostenible

Moh explicó que el Partido Socialista ha presentado ya tres propuestas de modificación de las recomendaciones del Pacto, haciendo hincapié en “la importancia de mantener un sistema público de pensiones, basado en la solidaridad intergeneracional, sostenible económicamente completando los ingresos con impuestos, y que garantice pensiones suficientes y debidamente actualizadas para que se mantenga el poder adquisitivo de las mismas”, recordó.

La dirigente socialista melillense denunció que en estos últimos años los pensionistas se han visto muy afectados por las medidas antisociales del PP: el copago farmacéutico, el ‘medicamentazo’ y los recortes en la Ley de la Dependencia. Además, en el peor momento de la crisis, “en el que muchos de ellos tienen que hacerse cargo o ayudar a salir adelante a hijos y nietos”, según señaló.

“Estamos hablando de un problema que no solo afecta a los más de nueve millones de pensionistas actuales, sino que también afectará, si no se adoptan medidas, a los casi 19 millones de personas que estamos trabajando y que aspiramos a tener derecho en el futuro a cobrar una pensión digna y suficiente. Es fundamental que se recupere la confianza en nuestro Sistema Público de Pensiones, que es garantía de cohesión social”, concluyó.