• El presidente del colectivo, Amaruch Hassan, destaca la importancia de los visitantes peninsulares

El presidente de la Asociación de Hosteleros de Melilla, Amaruch Hassan, atendió ayer la llamada de El Faro y reivindicó la importancia del turismo procedente de la península para el desarrollo comercial de la ciudad. En este sentido, el máximo representante del sector de la hostelería aseguró que el colectivo que dirige “está a disposición” de las autoridades para colaborar en la planificación de la oferta turística de Melilla. Amaruch Hassan, incluso, propuso que se elaboren paquetes cerrados con varios servicios, en el que se incluyan cenas y comidas en los restaurantes de la ciudad.

Como ya ha hecho en diferentes ocasiones, el presidente de la asociación reiteró una “mayor facilidad” del tránsito fronterizo, como una de las dos principales líneas de actuación a abordar en este año que acaba de comenzar.

Refuerzo de los puentes

La otra, en palabras de Amaruch Hassan, es “trabajar para cuadrar los puentes y hacer algo que motive que el turismo venga”. Según el representante de los hosteleros, esas fechas son las que “más daño hacen” al sector de la restauración, por lo que aboga por tomar medidas que atraigan a los visitantes de la península en esos días.

A este respecto, “abaratar” los transportes o incrementar las acciones promocionales en Andalucía son algunas de las sugerencias del colectivo, el cual espera alcanzar, en otras épocas del año, una actividad comercial similar a la de las últimas semanas. “El ambiente de estos días es el que hay que buscar y mimar. Aunque nosotros no nos beneficiemos, cuando la gente sale y las calles se ven así, dan ganas de llorar de alegría”, manifestó el presidente de los hosteleros.

 

La Navidad, “más floja” en los pubs que en los restaurantes

El presidente de la Asociación de Hosteleros de Melilla, Amaruch Hassan, aprovechó la llamada de El Faro para hacer balance de las fiestas en lo referente al sector que representa. Con respecto a los restaurantes, la Navidad ha sido “igual que otros años, ni más ni menos”. Amaruch Hassan, eso sí, notó un notable crecimiento de las reservas a partir de la segunda quincena de diciembre, con las primeras comidas y cenas familiares o de empresa. Del mismo, el presidente de los hosteleros destacó que, en estos días, la actividad comercial impulsada por las rebajas en otros comercios ha beneficiado igualmente la asistencia a los establecimientos de restauración. La situación, en cambio, ha sido distinta para los pubs y bares de copas, donde la afluencia de clientes en estas fiestas ha sido “más floja”, en comparación con otros locales que, a su vez, cerraron más tarde de lo que acostumbran. “Hay mucha gente que prefiere quedarse en el lugar en el que ha comido, que marcharse a tomar algo a otros lugares”, justificó.