• Afirma que este proyecto permitirá que mejore la calidad del agua que llega a los hogares

La Consejería de Medio Ambiente arreglará la antigua estación de bombero que hay en el Paseo Marítimo, junto a la nueva, para generar un espacio donde se sirva agua para regar jardines, parques y para los camiones de limpieza. Esto permitirá que se reduzcan los metros cúbicos que se cogen de la red de agua normal y por lo tanto, a los hogares llegará más agua de calidad. También destacó el consejero de Medio Ambiente, Manuel Ángel Quevedo, que se cogerá menos agua de los pozos. Esta obra llevará seis meses y se sacará a licitación por 528.000 euros en unas semanas.

Además, será en octubre cuando se saque a licitación la segunda parte del proyecto. Se trata de una tubería que llevará el agua de la depuradora hasta esta estación de bombeo tras pasar por tres filtros y ser apta para regar jardines. Se aprovechará esta obra para construir el carril bici en el Paseo Marítimo.