• Aseguran que se pondrán en contacto con los nuevos ministros de Exteriores e Interior

Familiares de Emin y Pisly se volvieron a concentrar ayer en la puerta de la Asamblea para pedir justicia por la muerte de los dos jóvenes en Marruecos, 37 meses después de que se produjera el suceso. El padre de Pisly, Abdeslam Ahmed, lamentó que se hayan producido muy pocos avances en el caso en este tiempo, aunque se mostró esperanzado en que la constitución de un nuevo Gobierno pueda servir para que se produzca un cambio en el proceso.

Ahmed señaló que están preparando un dossier sobre el caso, que esperan que esté listo después de las fiestas navideñas, y que quieren llevar al Congreso. El padre del joven fallecido en Marruecos indicó que cómo cuentan con el apoyo de los partidos de la oposición de la Asamblea, entregarán este documento a cada una de las formaciones para que a su vez lo lleve a sus portavoces en la Cámara Baja, e intentar así que se tomen medidas para esclarecer el suceso.

El padre del joven indicó que confían en que la llegada del nuevo ministro del Interior, con una carrera judicial, sirva para que se consiga hacer algo de justicia. También se refirió al ministro de Exteriores y al nuevo Fiscal General del Estado. Ahmed apuntó que confían en poder tener contacto con todos ellos para hacerles llegar el caso y pedirles que actúen para adoptar medidas.

Ahmed señaló que durante todos estos meses han sentido una gran impotencia por la falta de respuesta por parte del Ejecutivo, sin embargo ahora esperan que al no contar el Gobierno con mayoría parlamentaria, en el que los partidos de la oposición tendrán más que decir, esto sirva para que se trabaje más en el caso de sus hijos. Asimismo, pidió tanto al presidente de la Ciudad, Juan José Imbroda, como al delegado del Gobierno, Abdelmalik El Barkani, que se pongan en contacto con los nuevos ministros para conseguir que se avance en el caso. Además, dijo que si se cambia al delegado del Gobierno, será una buena noticia para ellos.

En cuanto al proceso en la Audiencia Nacional, el padre del joven melillense indicó que está a la espera de tener una respuesta por parte de Marruecos. No obstante, consideró que en este punto también tiene una gran importancia el papel que adopte el nuevo Ejecutivo, ya que dijo que si éste “presiona un poquito” al Gobierno del país vecino, puede lograrse que se adelante algo el proceso. Además confió en que se pida una orden de busca y captura internacional contra los gendarmes que supuestamente dispararon a los dos jóvenes en el Cabo de Punta Negri.

Junto a los padres y amigos de Emin y Pisly, también acudieron ayer a la concentración representantes de los tres partidos de la oposición de la Asamblea, que un mes más quisieron así mostrar su apoyo a los familiares de estos muchachos.

37 meses y un día después de la muerte de sus hijos, estos padres continúan concentrándose cada mes junto al Ayuntamiento con la esperanza de que más pronto que tarde pueda esclarecerse el suceso y los responsables del fallecimiento se sienten en el banquillo para ser juzgados. El padre de Pisly repitió ayer, una vez más, la misma frase con la que concluye en cada protesta su intervención ante los medios: “Esperemos que esta sea la última, eso significará que se ha hecho justicia”. Sin embargo, mucho tendrá que cambiar la situación para que el próximo mes estos padres no tengan que volver a concentrarse para mantener viva la memoria de sus hijos.